La leche, clave para la nutrición pero inalcanzable

La realidad demuestra que el acceso a una buena alimentación viene siendo una meta cada vez más difícil de alcanzar para una familia en Argentina. Muchos productos básicos resultan inaccesibles y entre ellos se destacan los lácteos, que subieron por encima de la inflación media en los últimos años.

Según datos del Ministerio de Agroindustria, el consumo de leche fluida se redujo por tercer año consecutivo en los primeros once meses de 2018. Muchos argentinos la restringieron de su dieta, especialmente en sectores vulnerables.

“La leche es un alimento fuente de calcio, rica en proteínas y vitamina D. La necesidad de calcio es más alta durante la niñez y la adolescencia, porque los huesos están en crecimiento y es necesario contar con calcio adicional para que se fortalezcan. Además, es una buena fuente de vitamina A, vitaminas del grupo B y fósforo”, advierte María José Quellet, nutricionista que integra el equipo de nutrición del Banco de Alimentos de Córdoba.

Por ello es que el Banco de Alimentos lleva adelante una colecta de leche en polvo y larga vida, para garantizar el acceso a este vital alimento y distribuirlo entre sus más de 18.000 beneficiarios. Son 224 organizaciones sociales (comedores comunitarios, merenderos, centros infantiles y otras ongs) que recibirán lo recolectado.

Para sumarse a la colecta -que en 2018 reunió más de 14 mil kg. de leche- se puede hacer click acá y así colaborar con una mejor nutrición de muchos cordobeses que lo necesitan.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *