Las mujeres de los Bancos de Alimentos

Las mujeres fueron y son parte clave en la dinámica diaria de los bancos de alimentos del país, especialmente durante la pandemia por Covid-19. La Red Argentina de Bancos de Alimentos  elaboró un informe especial para mostrar el impacto de sus acciones, cómo atravesaron el 2020 y cómo enfrentan el 2021.

El informe incluye una encuesta hecha a representantes de los 17 bancos de alimentos del país y destaca su rol dentro de los desafíos  que todas las organizaciones tuvieron que enfrentar en estos tiempos difíciles.

Conocé el informe completo acá

 

 

 

Mujeres del Banco, construir oportunidades

En el día Internacional de la Mujer lanzamos nuestro programa Mujeres del Banco, acompañados por Coca Cola Andina, que busca brindar herramientas de liderazgo y emprendedurismo a mujeres líderes de organizaciones sociales beneficiarias. Confiamos en que promoviendo estas cualidades, potenciamos y empoderamos a las mujeres no solo para obtener independencia económica, sino también crecimiento personal.

Lanzamos #MujeresdelBanco porque más del 75% de nuestras organizaciones beneficiarias son lideradas por mujeres y porque creemos que la educación es la herramienta más poderosa para transformar nuestras vidas. Queremos acompañarlas en la profesionalización de sus espacios, siempre sobre los cimientos de sus experiencias y conocimientos adquiridos. Fortalecer su rol de líderes comunitarias, que intervienen de manera directa en sus comunidades.

#MujeresdelBanco se enfoca en cuatro habilidades esenciales, para la auto valoración y superación de obstáculos. Los encuentros serán brindados por mujeres con amplia trayectoria en cada temática. Los talleres se enfocarán en Liderazgo, Autoestima, Creatividad y Emprendimiento. Las disertantes serán María Cozzi, Agustina Pessio, Cecilia Corregidor, Verónica Zegarra Caro y Je ka.

Nuestras #MujeresdelBanco fueron seleccionadas entre referentes de nuestras 423 organizaciones beneficiarias. El 50% de ellas tiene un trabajo estable y son sostén de familia. El 84% de las mujeres tienen un promedio de 3 personas a cargo, ya sea niños o adultos mayores. Todas quieren formarse para transformar su vida y la realidad en su comunidad.

2021, año de las frutas y verduras

2021 es el año internacional de las frutas y verduras, declarado por la organización de las Naciones Unidas para la Alimentacion y la Agricultura (FAO).  El objetivo de esta declaración es sensibilizar sobre la importancia de las frutas y verduras para la nutrición humana, la seguridad alimentaria y la salud, y para el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas.

¿Por qué y para qué son importantes las frutas y las verduras en el mundo? En estos mensajes clave, lo explicamos

1. Aprovechar la bondad

Las frutas y las verduras ofrecen múltiples beneficios para la salud, como el fortalecimiento del sistema inmunitario, que son esenciales para luchar contra la malnutrición en todas sus formas y para la prevención general de las enfermedades no transmisibles.

2. Llevar una vida acorde, una dieta diversa

Se deberían consumir cantidades adecuadas de fruta y verdura a diario, dentro de una dieta saludable y diversificada.

3. Respetar los alimentos de la granja a la mesa

El carácter altamente perecedero de las frutas y verduras exige que se preste una atención especial al producto para mantener su calidad e inocuidad mediante el tratamiento y la manipulación correctos en toda la cadena de suministro, desde la producción hasta el consumo, y minimizar la pérdida y el desperdicio.

4. Innovar, cultivar, reducir la pérdida y el desperdicio de alimentos

La innovación, las tecnologías mejoradas y la infraestructura son cruciales para aumentar la eficiencia y la productividad en las cadenas de suministro de las frutas y verduras, a fin de reducir la pérdida y el desperdicio.

4. Fomentar la sostenibilidad

Las cadenas de valor sostenibles e inclusivas pueden ayudar a aumentar la producción y la disponibilidad, inocuidad y asequibilidad de las frutas y verduras, así como el acceso equitativo a ellas, a fin de fomentar la sostenibilidad económica, social y ambiental.

5. Prosperidad creciente

El cultivo de frutas y verduras puede mejorar la calidad de vida de los agricultores familiares y sus comunidades. Genera ingresos, crea medios de vida, mejora la seguridad alimentaria y la nutrición y potencia la resiliencia a través de la gestión sostenible de los recursos locales y el aumento de la agrobiodiversidad.

 

 

 

Legumbres, feliz día

Hoy 10 de febrero es el día mundial de las legumbres, establecido en 2019 por la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) para dar a conocer los beneficios nutricionales y medioambientales de este tipo de alimento.

Desde el banco de alimentos incentivamos el consumo de legumbres, que son esenciales para mejorar la nutrición. Por ello, en 2020  entregamos alrededor de 200.000 kgs de legumbres, lo que significa un crecimiento de un 757% con respecto al año anterior. Asimismo, capacitamos en varias oportunidades a los/las referentes de las organizaciones en el aprovechamiento de sus propiedades.

Para conocer más sobre los beneficios de las legumbres, te contamos cinco formas en las que las legumbres influyen en nuestro mundo.

1. En la nutrición. Son uno de los alimentos más nutritivos del planeta.
2. En la salud. Son extraordinariamente beneficiosas para la salud en general.
3. En el cambio climático. Son plantas muy eficientes: su cultivo contribuye a reducir los gases de efecto invernadero y propicia una mayor absorción de carbono benéfica para el planeta.
4. En la biodiversidad. Mejoran la fertilidad de los suelos y nutren a los cultivos que se siembran junto a estas.
5. En la seguridad alimentaria. Tienen un coste bajo para los agricultores, pueden ser cultivadas en tierras secas y tienen un tiempo de conservación prolongado.

 

 

 

Enero, entregas y nutrición

El primer mes del año, el área de nutrición trabajó para que la alimentación de nuestros beneficiarios sea más completa y saludable. Presentamos algunos de los alcances logrados por el área:

 

  • 24.467 kgs de yogur entregados en el mes de enero. 

 

  • El 72% de los alimentos distribuidos fueron de valor nutricional medio – alto.

 

  • Se realizaron entregas de 601 pedidos en el mes. 

 

  • 192,7 kg de alimentos es el promedio de cada pedido entregado. 

 

  • Cada pedido se compuso, en promedio, por un 81% de alimentos, un 16% de bebidas y un 3% de productos de limpieza y otros. 

 

Podes ver el informe completo del área acá.

 

El año de los dos millones

Cuando arrancó el 2020, nadie imaginaba el desafío que iba a significar continuar con la misión principal del banco de alimentos: contribuir para reducir el hambre en la ciudad y alrededores. La necesidad era alta, pero de alguna manera las herramientas parecían ser suficientes para enfrentar otro año junto a los comedores y merenderos beneficiarios.

A principios de año, la fundación contaba con 313 organizaciones sociales que retiraban alimentos regularmente y asistía a una población estimada de 26.000 personas. En lista de espera se encontraban unas 196 instituciones, que esperaban ser incorporadas al sistema para comenzar a recibir alimentos.

A partir de las medidas de aislamiento preventivo y obligatorio, la situación cambió radicalmente: muchas organizaciones ya no pudieron brindar su servicio alimentario. Pero la necesidad detectada en los vecinos fue tan grande que tuvieron que reinventarse. Ahora no sólo entregaban alimentos (mediante la preparación de viandas o bolsones) a los niños y niñas del barrio, sino a la familia completa que estaba pasando una gran necesidad.

El banco de alimentos pudo dar respuesta inmediata, gracias a la campaña “Acá estamos” y otras  acciones que comprometieron a toda la sociedad. Fue así que en el mes de mayo entregó alrededor de 500.000 kgs de alimentos, lo que benefició a más de 100.000 personas. Un alcance y un esfuerzo nunca antes visto.

A medida que las actividades retornaron, las organizaciones se reacomodaron.  Pero la necesidad siguió creciendo de forma exponencial. Hoy  la fundación tiene 331 comedores y merenderos en lista de espera, que necesitan ayuda alimentaria para seguir funcionando.

El 2020 demostró que la solidaridad es grande, se entregaron más de 2 millones de kilos de alimentos aptos y seguros. Pero las secuelas que deja la situación de pobreza y necesidad actual son tan tremendas que requiere de un mayor esfuerzo para poder salir adelante.

Gracias por todo lo logrado. Brindamos por un 2021 lleno de esperanza y alimentos nutritivos para todos/as.

La comunidad judicial de la provincia, el mayor donante económico del Banco de Alimentos

Desde que comenzó la campaña “Dale una mano al Banco de Alimentos Córdoba y multiplicá sonrisas”, hace dos años, quienes integran el Poder Judicial de Córdoba aportaron a la entidad una suma superior a los siete millones de pesos. De esta forma, la comunidad judicial se convirtió en el principal aportante de la ONG que trabaja para reducir el hambre en la provincia a través del recupero de alimentos.

La acción solidaria fue diseñada en el marco de las políticas de responsabilidad social institucional promovidas por el Tribunal Superior de Justicia (TSJ). El convenio entre las instituciones se firmó a fines de 2018 y los descuentos para donaciones comenzaron a concretarse en febrero de 2019. Frente a la crisis sanitaria y a sus consecuencias económicas y sociales, este año se invitó nuevamente a la comunidad judicial a sumarse a la campaña con resultados significativos.

En un informe elaborado por la fundación, se precisa que un total de 843 donantes hicieron aportes mensuales, únicos o ambos durante los dos años de convenio. Así, se logró un monto total de 7.060.400 pesos.

Acceder al informe acá

La comunidad del Poder Judicial de Córdoba se ha convertido en el mayor donante económico de la organización y su aporte facilita la realización de actividades fundamentales para poder entregar los alimentos, tales como el transporte, el acopio, la clasificación, las operaciones, los materiales de trabajo, entre otras.

Las donaciones receptadas se traducen en platos de comida, apoyo y formación en nutrición para comedores solidarios e instituciones de bien público.

Del tambo al hogar, un programa con buena leche

“Del tambo al hogar” es una iniciativa que nace con el objetivo de entregar litros de leche a nuestros beneficiarios. En el marco de un año difícil y ante los altos índices de pobreza, el programa pretende acercar este alimento tan imprescindible, a los niños que asisten a los 420 comedores que reciben nuestra asistencia.

El proyecto se puede realizar gracias a la configuración de una cadena de valor entre tres actores imprescindibles: la cooperativa láctea Manfrey, sus tambos productores asociados y nuestra propia fundación.

La cadena se inicia con el aporte solidario de los productores, que brindan litros diarios de leche en tranquera. Luego, la empresa Manfrey procesa lo recibido, lo envasa y entrega al banco de alimentos en óptimas condiciones.

Desde aquí, la leche es distribuida, junto con otros alimentos, a nuestras más de 400 organizaciones sociales beneficiarias, que la reparten entre quienes más la necesitan.

En una dieta equilibrada, la leche y los productos lácteos resultan un alimento fundamental por su aporte de proteínas y grasas. Estos son aún más relevantes en el caso de los niños y adolescentes, que la requieren para su correcto desarrollo. Sin embargo, al mismo tiempo, este alimento tiene una capacidad de reprocesamiento muy alta, lo que hace especialmente difícil la tarea de su recupero, prácticamente inexistente.

Gracias a esta colaboración fundamental, se han rescatado hasta el momento más de 4.000 litros de leche, transformados en 17.000 vasos en las manos de quienes más los necesitan. En el futuro, pretendemos seguir aunando nuestros esfuerzos para que estas cifras sean cada vez mayores y buscar replicar la iniciativa con otros productores y empresas que nos ayuden a seguir rescatando cada día más y más sonrisas.

 

 

Cruz Espacio, autocine solidario

La colecta de leche #Copate culmina con un evento original, gracias a la colaboración de Cruz Espacio. El emprendimiento de eventos y restaurante, ofrece el servicio de autocine y el próximo fin de semana lo hará a beneficio de la fundación.

Durante los días jueves 26, viernes 27, sábado 28 y domingo 29 de noviembre, todos los asistentes a las funciones contarán con la posibilidad de acercar leche larga vida o en polvo. Lo recolectado será distribuido por el banco de alimentos entre sus organizaciones sociales.

A quienes no acerquen alimentos, pueden hacer su donación virtual y la empresa les obsequiará entradas gratis para las funciones del fin de semana próximo.

Las entradas pueden gestionarse en autoentrada o en el mismo autocine. Las películas que se proyectarán este fin de semana son las siguientes: Bob Esponja al rescate, Bloodshot, Hotel Transilvania 3 y Joker.

Un cierre de película para #LaColectaDelBanco. Sumate y disfrutá de la función.

 

 

Otra auditoría superada

El jueves 19 de noviembre superamos una nueva auditoría de calidad, realizada por IRAM Argentina, en el cumplimiento de la norma NM 324:2010, de Buenas Prácticas de Manufactura. Se trató de una auditoría de modo virtual, debido a la pandemia por Covid 19.

El equipo auditor “recorrió” las instalaciones del depósito y verificó el almacenamiento de los productos, así como los procedimientos establecidos para la entrada y salida de mercadería. Se presentó la nueva sala de fraccionado “momentos mágicos” y el nuevo reefer que se encuentra en funcionamiento.

Por otro lado, realizaron una verificación exhaustiva de los registros que se realizan en cada procedimiento, que incluye los procesos de saneamiento y limpieza, clasificación de alimentos, fraccionado de productos, control de plagas, manejo de residuos, recupero de frutas y verduras, capacitaciones, entre otros.

Todas estos controles tuvieron excelentes devoluciones, superándose la auditoría de la mejor manera, con ninguna “no conformidad”. Sí se obtuvieron dos observaciones, que apuntan siempre a la mejora continua.

La política de calidad que la Fundación mantiene desde hace 5 años, busca garantizar la inocuidad de los alimentos que se reciben y se entregan, evitando la contaminación y por lo tanto, la posible ocasión de problemas de salud en nuestros beneficiarios.

De todos modos, nuestro objetivo es seguir superándonos y aplicar cada vez más rigurosidad en los procedimientos, en la bísqueda de la excelencia. Calidad significa salud.